martes, 5 de marzo de 2013

Salsa Verde de Chile con Tomatillo

Esta es una salsa de las básicas, de aquellas que siempre se deben tener listas para preparar muchos platillos dentro de la comida mexicana.
Con ella podemos hacer Enchiladas Suizas, Chicharrones en Salsa Verde, Asado de Puerco en Salsa Verde o simplemente tenerla a la mano en la mesa para poner al gusto sobre tostadas, nachos, tacos, huevos rancheros, sopes, huaraches, burritos, tortas, sandwiches, sopas, etc.
Imaginense mi gusto, después de estar en Europa y batallar para conseguir ingredientes, llegar aquí cerca de San Francisco y encontrarme practicamente con todo lo que me encuentro en el super en México! Casi todos los días tengo en mi refri alguna salsa, de las que le encantan a mi marido (y para que me hago, a mi también!).
Hacer una salsa casera es muy fácil, aunque hay la facilidad de las latas y frascos que venden (y debo decir que algunas son muy buenas), de todos modos siempre queda al final aquel saborcito de los conservadores cuando usas comprada. Una salsa casera es de lo mas delicioso y sencillo que puedes tener en tu refrigerador.

Salsa Verde de Chile con Tomatillo
Ingredientes:
1/2 cebolla grande
2 dientes de ajo
6 chiles jalapenos (o serranos)
4 tomatillos verdes
1 cubito de caldo de pollo
1/3 de manojo de cilantro
1 cucharada de aceite vegetal

Procedimiento:
1.- Poner en una cacerola la cebolla, ajo, tomatillos sin cascara, y chiles (sin el rabo) con agua suficiente a que cubra todo y un cubito de sabroseador (o sal al gusto). Prender a fuego medio-alto.
2.- Cuando se ablanden los chiles, retirar del fuego y poner todo en la licuadora, pero no toda el agua, prueba agregando de media en media taza primero y triturar muy bien. Esto es para ver que tan espesa o aguada quieres tu salsa.
3.- Agregar a la licuadora el cilantro y triturar de nuevo.
4.- En la misma cacerola, calentar una cucharada de aceite y vaciar con cuidado la salsa.  Dejar a que suelte el hervor y apagar.

Nota: Esto es muy importante, si no te gustan las salsas demasiado picosas, antes de poner a cocer todo, debes quitarle a los chiles no solo el rabo sino las semillas y partes blancas.  También hay a quienes les gusta colar la salsa para tenerla sin semillas, esto ya dependera del gusto y como quieras que te quede la salsa. A mi me gusta picosa y con mas cuerpo, no he tenido nunca quejas por las semillas.  Otra aclaración seria la de que el guisar la salsa en un poco de aceite hace que esta dure mas tiempo en el refrigerador, de otro modo se echara a perder mas pronto.


7 comentarios:

  1. Hola, no soy muy amante de la cocina pero se requiere hacerlo, encontré tu blog y Me encantan tus recetas, son sencillas y fáciles de entender, y si que salen riquísimas. Ahora si se cocinar, jejee. Dios te bendiga!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paty! Muchas gracias por tu comentario y bienvenida! Me da mucho gusto que las recetas te hayan gustado!
      Saludos!

      Eliminar
  2. Muy padres recetas... A cocina se ha dicho... Jajaja saludos

    ResponderEliminar
  3. hola buenas tardes, una duda, cuando pones todo en la licuadora es también con el agua o solo los ingredientes?, saludos y gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Massiel! Pon todo en la licuadora, incluyendo el agua en que cociste los chiles, pero no toda, prueba primero con 1 taza para que veas que tan espesa quieres la salsa, luego a medida que vas licuando sabras si la quieres mas ligera (agregar mas de esa agua) o mas espesa, puedes dejarla a tu gusto. Tambien prueba por si tienes que ajustar la sal. Saludos!

      Eliminar
    2. Tambien puedes optar por no poner el caldo, si es que la quieres aun mas espesa.

      Eliminar

¡Muchas gracias por visitarme! Ojala y dejes un comentario, no siempre los contesto por falta de tiempo, pero todos los leo aunque a veces me tarde en publicarlos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...